Los siguentes embarazos

Tras una pérdida, durante los siguientes embarazos,el miedo hace acto de presencia, ya con el test de embarazo aún caliente en tus manos, los sentimientos se entrechocan, alegría, miedo, duda…Los ojos se vuelven microscopios buscando el más mínimo indicio de sangre en el papel higiénico, escuchas tu cuerpo con más sentidos de los que posees, buscas náuseas, cambios en los pechos… y cuando estos no se ven (porque seguramente es pronto para ello) ya piensas que todo va mal.

Desconozco si cuando la pérdida es temprana, el miedo, cuando llega la semana fatídica se calma un poco, no lo sé, cuando la pérdida es avanzada crees que es eso lo que pasará, pero no, sabes que cualquier cosa puede pasar en cualquier momento, y llega esa semana y pasa muy lentamente el tiempo, regocijándose de tu miedo, entonces llega la siguiente y todo es nuevo y estás asustada, “¿ese dolor es normal o me voy a urgencias?”, “¿se mueve menos, estará bien?” y así hasta donde nuestra imaginación consiga llegar para ponérnoslo difícil…

¿Qué me decís de las ecos? en el primer embarazo sueñas con ellas, deseas que pasen los días para volver a hacerte otra y ver a tu bebé, yo en mi trabajo, más de una vez había cogido el ecógrafo y me había hecho una con mis compañeras. Tras la pérdida, una ecografía es el equivalente a ir al matadero a veces, en la sala de espera de la consulta no sabes como sentarte, te sudan las manos, se te sale el corazón del pecho y no sabes si echarte a llorar o salir corriendo (rodando según la semana de gestación en que estés), y claro, todo esto rodeada de embarazadas felices, entras y te preparas, el ginecólogo te pone el frío gel en la barriga y el ecógrafo, esa máquina infernal que una vez te dió esa mala noticia o incluso te dejó oir como el corazón de tu bebé se apagaba ante tus narices como me pasó a mí, y entonces ves a tu bebé, y aunque lo ves moverse como una lagartija no te vale, quieres oir su corazón, ves el corazón latir ¡y tampoco te vale! ¡¡¡hay que oirlo!!! entonces el ginecólogo le da al volumen y lo escuchas, te alegras, respiras y a la vez te aterras “ahora es cuando para”, por suerte sigue latiendo, todo está perfecto y te vas con tu fotito.

Preparar las cosas tampoco es fácil, ya lo hiciste seguramente otra vez, y tuviste que devolver cosas, o guardarlas, ahora hay que empezar de nuevo pero no te atreves, ¿y si pasa algo? y pasan las semanas y no haces nada, y en el gine te dan la lista de la canastilla ¡y no tienes preparado nada absolutamente! y te toca empezar a lavar ropita, pensar en montar la cuna, el cochecito y miras todo con melancolía, ya no existe la ilusión de la otra vez, no es que no te haga ilusión, es que el miedo lo tapa todo, pero hay que hacerlo, seguro que esta vez todo sale bien, seguro…

Un comentario en “Los siguentes embarazos

  1. Yo tras la perdida de 7 semanas , pase un embarazo feliz y debo decir que cuando vi a mi niña con 10 semanas en el ecografo ya me tranquilice y pase un buen embarazo. Ahora tras mis dos perdidas no he pasado otro embarazo pero las ecos con las mellizas las llevaba mal, y imaginarme una eco ufff es tal como lo describes. De hecho así fueron con las mellizas.

    Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s