A todos nos llega la hora.

Ya son 7 meses de que inicié mi viaje por el camino del duelo, recorrerlo ha sido una montaña rusa de emociones y sentimientos tan variados, días bueno y días no tan buenos, noches muy largas o muy cortas.

He conocido personas hermosas, mujeres increíbles y guerreras que aunque estén a miles de kilómetros de distancia con sus experiencias de vida me están acompañando y enseñando a caminar.

He descubierto secretos que no conocía de personas con las que convivo día a día que me hacen admirarlas y también he visto como el dolor lo aprendemos a llevar callado .

He llevado a la práctica y de manera intensa los votos matrimoniales con mi pareja, y más la parte que dice  “en lo prospero y en lo adverso”,  es fácil decirlo en las buenas, bastante difícil  cuando estas parado bajo la tormenta pero hay que seguir tomados de la mano y no soltarse el uno al otro.

Ya son 7 meses y a mí me llegó la hora…

4583778283_ffa37f4080Estos últimos días me he sentido como en el ojo del huracán, en medio de la tormenta, como viendo desde el centro mi vida:  pasan imágenes de todo lo que hemos vivido estos últimos meses y como transcurre mi vida en estos días, el caos gira alrededor mío y yo sin poder hacer nada, sin tener las ganas o la fuerzas.

He tratado de parame yo sola  y en el intento me he caído, como si tuviera una pierna rota y quisiera caminar sin muleta, me llegó la hora de buscarme una muleta que me ayude a caminar. Por mi familia, por mi esposo, por mis hijos y en espacial por mí me llego la hora de buscar ayuda de un psicólogo.

A cada uno le llega a su tiempo, a sus ritmos, pienso y he escrito en  repetidas ocasiones que nadie debe presionar a alguien a caminar cuando no quiere o cuando no puede.

Así como he dicho ( y lo sostengo) que hay que darse tiempo para uno mismo, también te digo que cuando se esta listo (no antes) es valido buscar ayuda.

Tu decides de que manera, ya sea que te vayas por terapias alternativas, por la meditación, en grupos de ayuda mutua o con alguien con títulos, un profesional especializado en el tema, con quien te sientas más cómodo, con quien quieras pero no dejes de buscar ayuda cuando la necesites, cuando estés preparado.

5 comentarios en “A todos nos llega la hora.

  1. yo no soy psicóloga pero tengo un par de hombros sobre los que llorar, y si hace falta llorar contigo.
    El camino es duro, ya lo sabes, pero andándolo poquito a poco crecen las más bonitas de las flores,
    un abrazo!

    Me gusta

  2. La ayuda profesional no sustituye al soporte que nos podemos dar los unos a los otros, pero, si la persona sabe de lo que habla y te guía de manera respetuosa y empática, puede ser un complemento tan beneficioso. También lo recomiendo para ir en pareja. Puede ayudar a reabrir el diálogo sobre temas tan dolorosos como los que van vinculados con este tipo de duelo.

    Un abrazo muy fuerte en esta nueva etapa 🙂

    Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s