4 ángeles en mi vida

Hoy no quiero escribir de duelos, ni de lágrimas, ni de melancolía, no quiero palabras tristes, recuerdos dolorosos, ni fechas tristes, hoy quiero hablar de otra de las cosas buenas que he recibido con su partida, he recibido muchos regalos de parte de mi bebé eterno, muchos, pero hoy quiero escribir de uno en especial, 3 amigas verdaderas que me regaló desde el cielo.

Ellas son las mamás de Sofía, Ian y Lucía, otros 3 bebés eternos que juegan con el mío, que se enredan de igual forma en el pelo de sus madres, que cuidan de sus hermanos pequeños, que nos hacen amigas para toda la vida, pase lo que pase.

Nos conocimos al poco de perder nuestros hijos, todos debieron vivir, todos lo hacen en nosotras y sus hermanos, no nos regalan ningún “mamá”, ningún beso al salir del cole, pero cada día están en nuestro recuerdo. Lo hemos compartido todo, nuestras lágrimas, nuestras alegrías, nuestras ansias por conseguir otro embarazo, nuestras locuras, nuestros miedos en los siguientes embarazos, nuestras dudas como madres de los siguientes hijos, nos hemos apoyado, nos hemos levantado juntas, nos hemos echado cuerdas cuando una ha caido al pozo para estirar de ella hacia fuera, hemos hablado de nuestros hijos sin tabús, nombramos a los que faltan como si estuviesen, y es que están.

Las 4 nos hemos conocido físicamente y ha sido como encontrarte con 3 hermanas o mejor aún con tres “otros yo”, nos hemos reunido un par de veces, hemos viajado para encontrarnos las 4, o 3, o 2, lo que se ha podido, la distancia no nos deja vernos lo que nos gustaría, yo tengo la suerte de tener a una cerquita y aunque no lo hagamos mucho solo hace falta una palabra “¿quedamos?”, para buscar un hueco.

Nuestros hijos vivos son sobrinos para las demás, los que faltan son hijos de todas, estamos ahí hasta cuando no estamos.

Quiero dar las gracias a ellos: Ian, Lucía, Sofía y Víctor por existir, por habernos puesto en el mismo camino, por atar las cuerdas que nos unen, por llenar nuestros días y por dejarse ver en nuestros hijos vivos

Seguro que si mirais a vuestro alrededor teneis a gente que habeis encontrado en vuestro duro camino y que se ha unido a vosotras como mis amigas a mí, y es que siempre se sacan cosas buenas de lo más doloroso. Y he hablado de estas amigas porque son especiales, me acompañan desde bastante al principio cuando no tenía aire en los pulmones, ellas soplaron en mis pulmones hasta que fui capaz de respirar, nuestro dolor ha sido uno solo, pero también os digo que todas las mamás que he ido conociendo, a todas nos une algo especial, desde diferentes zonas del mundo, una afinidad especial, un beso a todas vosotras.

4 comentarios en “4 ángeles en mi vida

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s