Comparte: Llegó y se fue #laotracara

El pasado 3 de marzo mi hija Mai nació muerta… Nadie te prepara para eso. Nadie está preparado. Dentro de la nebulosa del momento, burocracia, gestiones, decisiones y recuerdos, alguien te ofrece pastillas para cortar la leche. Alguien te dice que puedes esperar. Y en ese momento caes en que tu cuerpo, tu cuerpo de madre, parida la placenta, producirá leche en unos días. Y te cagas en la Naturaleza….

Mi elección fue esperar, quizás para aferrarme a lo que de Mai me quedaba. No me arrepiento, fue una despedida suave y paulatina, pero cada mujer debe tener libertad para escoger la suya.

Los profesionales deben informar. No juzgar. Tras la cesárea de urgencia y la muerte, el shock y el dolor físico dejaron paso a una fuerza increíble que me impulsaba a levantarme, a lamerme mi propia herida. MaternarioMaiLos pechos se me llenaron de leche, tremendos y calientes. Fui mamífera en estado de alerta, buscando a mi cría, esperándola. Por la cesárea tomaba antiinflamatorios, quizás por eso no sentí dolor, solo malestar, no tuve necesidad de extraerme leche ni de aplicarme frío ni hojas de col. Dejé fluir la leche, simplemente, dejé que me mojase despidiendo a mi bebé, dejé que se perdiese. Dejé a mi cuerpo hacer su duelo, llorar su luto, hasta que la leche se marchó. Y con ella la fuerza.

La mamífera que por fin tomó conciencia de que su bebé no iba a volver. Mamífera vacía de vientre y pechos muertos. El cuerpo de madre, creador, nutricio, lleno de vida y alimento pasó suavemente a convertirse en silencio, en cementerio.

Escrito por  la mamá de Mai. Puedes leer más escritos y experiencias de la mamá de Mai en su página en facebook Maternario

7 comentarios en “Comparte: Llegó y se fue #laotracara

  1. Ese mismo día nació sin vida mi hija Irene, efectivamente nadie te prepara para esto… q duro es parir a tu hijita sin vida, q duro es q no te reconozcan como madre y q la gente le quite importancia diciendo “sois jóvenes tenéis mucha vida por delante” – ya, señora pero es mi hija y yo su madre y no dejo de haberla perdido. Mucho ánimo a todas las mamis, y besitos al cielo

    Le gusta a 1 persona

  2. Hola mama de mai ami me paso lo mismo la diferencia es que mi bb vivio seis dias por serprematuro no podia amamantarlo mas sin encambio y con la situacion de que los doctores solo nos daban malaa ezpernzas yo me sacaba a diario la leche con la idea de que no se me fuera por que cuando mi bebe saliera de ahi pa necesitaria pbio eso nunca paso salio de ese hoapital dormidito como el angelito que era la verdad ni los pechos llenos de leche y la cesaria duelen tanto como perder a mi bebe

    Me gusta

  3. Me conmovió el alma, al sentir esos días en que por mas que sabía que se había ido la sentía viva al rededor mio. En el cielo nos esperan nuestros ángeles.

    Me gusta

  4. Me paso a los 15 días de que pariera a una hija muerta, justo el día que dicen que vienen los bebés que no nacieron vivos el 30 de octubre y sentí que mi hija venia a tomar lechita de mi, los pechos duros, dolientes, con ese calostro que sale por primera vez de unos pechos vírgenes por así decirlo, sin que los haya tocado ningún bebe para extraer ese néctar de vida. Mi madre me vendó los pechos nuevamente y me pidió hacerme fomentos de agua fría para que se apartara y no me fuera a dejar secuelas en las mamas, es algo tan triste que ya casi son 3 años y lo recuerdo como si fuera ayer, me duele en el alma y aunque festejare a mi madre yo me siento como madre olvidada, pues no tengo a mi hija que me festeje.

    Te mando un gran abrazo.

    Me gusta

  5. Cuando muere un hijo, muere parte de ti, es lo peor que nos puede pasar….lo siento de corazon, cada vez que las leo me leo a mi misma, mi dolor, mi sufrimiento, la lucha por no dejarme morir, porque asi me sentia muerta, el dolor no se quita simplemente aprendes a vivir con el, y con ese vacio…

    Me gusta

  6. Hola mamás… Mi hija Sofía también vivió dentro de mi nueve meses.
    Es triste, duro, no lo logras comprender nunca. Es una pena que no la puedes describir con palabras… Te quedas vacía y con un dejo de temor de volver a vivir lo mismo. Cuesta encontrar el balance.

    Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s