Carta / de nuestras seguidoras

Un mes más, otro día más sin vos, un día menos para volver a verte…

Un nuevo 25, un día que sigue doliendo como el primer día de tu partida. Mi vida, un mes más que no te tengo, 1 año y 8 meses desde ese día que marcó nuestra vida para siempre, mi pequeña Martina.

¿Cómo olvidar, cómo sacar tanto dolor del alma?. Es que ese vacío que queda no se completa con nada.
Recuerdo como si hubiese sido ayer cuando me enteraba que venías en camino. Con sólo 15 años, mezcla de mil emociones, miles de ideas en mi cabeza, pero feliz. Desde que escuché latir tu corazoncito, supe que iba a amarte sin importar nada ni nadie. Mi vida había tomado un nuevo sentido, un camino totalmente diferente a lo planeado, pero no me importaba porque todo iba a ser por vos. Pasaban los meses y mi amor crecía con vos. A los 5 meses supe que eras mi pequeña princesa. Cada vez más ansiosa por conocerte, por tenerte, por besarte, abrazarte y entregarte todo el amor que tenía solo para vos.

Todo cambió a los 6 meses, mis ilusiones caían con cada lágrima derramada. Sentí que mi corazón rompía en mil pedazos. Trataban de consolarme, pero es que en momentos así no hay consuelo, no hay palabras para poder calmar tanto dolor, un dolor tan grande que no se lo desearías ni a tu peor enemigo. Para muchos no significa nada, pero para nosotros sí. Es que desde el momento en que vemos ese positivo, comenzamos a planificar un nuevo y totalmente diferente futuro; ya somos dos, nuestra felicidad va a estar en ese pequeño angelito que llega para alegrar la vida. Empezamos a imaginarnos como será, que le va a gustar, que no, y así, todo. Solo entienden este dolor quienes lo sienten.
No tuve la oportunidad de tenerte en mis brazos como lo imaginé, pero siempre vas a ser mi princesa, ahora con unas hermosas alitas. Las cosas han cambiado, y aprendí muchas cosas en el proceso de duelo. Es que nadie nos enseña a dejar ir a quienes queremos.

Hoy puedo sonreír al recordarte, puedo hablar de vos como mi angelito que me cuida. SIEMPRE VOY A RECORDARTE porque sé que no hay amor más puro que el de una madre, sé que nos volveremos a encontrar en otra vida y ya nunca más voy a dejarte…
Te amo por el resto de mi vida, Martina.

 Escrito por : Melisa Chabelski, mami de Martina.
2016-02-25-05-40-15-1

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s