Mi angelita Bruna | de nuestras seguidoras

Conocí a tu papi… Este mayo cumplimos 10 años de novios pero nos conocimos en marzo por ahÍ … adoraba fiestar, bailar y tenía que ser alguien a quien recordar, eso me lo propuse en el cole: que la universidad será recordada. Bueno, entonces recuerdo los rizos, la gran sonrisa de tu papi, la forma de explicarme algo que no sabía, pero hizo un gran intento.

Nos conocimos en la facultad en Cuba, estudiando para ser médicos y salvar vidas. Amé a tu papi desde ese día en que el solo se quedó a escucharme y hablamos hasta que nos botaron para irnos a las habitaciones; claramente los chicos a un lado, y las chicas a otro, jajaja, que nostalgia, teníamos 19 añitos ambos y desde un 27 de mayo somos pareja hasta hoy en 2017.

Me embaracé el primer año de estar juntos y lo perdí, tenía 8 semanas, ahora tendría 9 años. Por él me tatué un hermoso ángel, porque ese ser hermoso que en un momento nos unió, se nos fue muy temprano. Te cuento esto porque cuando volvimos de allá ya profesionales a nuestro país, ya juntos, maduros y médicos, comenzamos la travesía de trabajar y vivir juntos, pero que nuestros papás esten bien enterados, porque ya vivíamos juntos en la bella Isla como 4 años. Bueno, aquí después de dos años por fin vivimos juntos e hicimos cosas juntos, equipamos el apartamento y después de buscarte por un año ya casi sin dudas de comenzar un tratamiento de fertilidad, llegaste tú. Fue en septiembre 1, cuando vi por última vez que mi cigueña se suicidaba, como canta Arjona, y tuvimos un hermoso viaje a casa de tu abuelita en Santa Cruz, hermosa ciudad. Estoy segura que te concebimos allá, no hay dudas.

Para octubre ya esperaba mi periodo y nada, a veces me retrasaba, así que no dudé. Lo que me hizo dudar fue que ese fin de semana de la 1ra. semana de octubre en la Maestría que pasamos con tu papi, que se agudizó mi olfato. Ya salí a la ciudad y me hice una prueba de embarazo en sangre y dio positivo, el 6 de octubre el día mas feliz de mi vida, ¡sería mamá! Contando, tenía solo un mes de embarazo, te amé desde ese instante y serás el amor de mi vida por siempre, mi hija hermosa. Y comenzamos esta aventura los dos, tu papá en shock, porque por la cabeza no se le pasó que podría por fin ser papá, pero lo amó mi hijita, era el mejor regalo del mundo para mí en ese entonces, para mi gordo el papá, fue lindo ver como arrullaba y besaba mi barriguita al crecer con cada semana que pasaba.
La sorpresa para nuestras familias dijimos que sería en la semana 12, ya habiendo pasado el miedo de una perdida temprana como pasó antes, pero me puse mal, vomitaba todo el tiempo y bajé mucho de peso, me dehidraté y con diagnostico de hiperhemesis gravidica con 9 semanas tuvimos que avisarles.

Todo el mundo ( es decir mi familia y familia de Guillermo, mi otra mitad ) estaban super felices, era el primer nieto para ambas familias; como trabajamos tan alejados de nuestras familias solo fuimos Guille y yo por un tiempo. Entonces internada vinieron a cuidarme la  mamá de Guille y mi mami, hasta el alta un día antes de mi cumple y otra vez solos los 3, volver al trabajo y la rutina, tenía mucho miedo de una perdida.  Por esto me cuidé mucho e hice mis analisis y todo lo necesario para un embarazo normal.

A pesar de solo ver a su papi unos cuantos días al mes fue lo mas lindo, nos planeamos una vida a tu lado mi Bruna Naomy Sierralta Polo, te vimos por primera vez el 21 de octubre, eras como una semillita, eras nuestro frijolito, mi hermosa maravilla, mi todo. Volvimos a verte ya más grandota con 12 semanas, en diciembre 12 del año 2016, hermosa, escuchar el latido de tu corazoncito, verte moverte como nadie ahí adentro, tenías todo el espacio disponible para bailar y así te recuerdo. Ese día comí piña y te vimos; a tu papi se le salió una lágrima de felicidad, yo lloré, te vi hermosa, era como si bailaras cielo mío, es el mejor recuerdo que tengo de ti.

Pasaron las semanas y viajé de vacaciones con mi mami y los futuros tíos, mis hermanitos y les llevé a verla, mi hermosa niña en su ecografía quieta, completa, bella, su corazón latiendo, completica, no le faltaba nada, era perfecta. Así teniendo todo bien y pasando semana a semana, de manera normal planeamos tu llegada; me iría a donde mi mami para que nazcas y me cuidaría mi mamá y tu papi a ti porque sacaría vacaciones. Así ya planeando con 20 semanas ya sentía que se movía, o bueno te hacías bolita; informé de mi malestar y dolor que parecían contracciones, pero no me hicieron caso, solo alegaron que las sentía más porque soy mamá primeriza. A las 22 semanas nos hicimos la otra ecografía morfológica donde vemos todos los órganos y cada dedito, además sabríamos por fin que serías mi cielo, ya tenía el instinto de que serías una princesa, pero había que confirmarlo. Tu papi grabó tu ecografía mi cielo hermoso, también me quejé por la molestia y me dijeron lo mismo. Bueno, sabíamos que serías niña, todo era felicidad, solo que no estabas creciendo muho porque no subía de peso mi cielo.

Recuerdo esa semana todos los dÍas desde que supimos que serÍas princesa, compramos un extractora para hacerte papillas, también vajilla para cambiar los plásticos. Llegamos domingo y estuve con tu papi. El lunes se fue y solita hasta el viernes que era su cumpleaños, entonces como las semanas anteriores, a hacer lo mismo, con las molestias pero lo mismo, desayunando, tomando mi leche de mamá, mis vitaminas todos los días y mi hierro; almorzando y cenando si podía porque aún seguí con vómitos esporádicos y por esto no subía de peso.

El jueves comÍ churrasquito y almorcé esto también, resevé el pastel de cumpleaños de mi Guille para recogerlo por la tarde después del trabajo, pasó, fui a trabajar temprano y esperé a mi gordito para almorzar, no llegó, me molesté porque todavía no llegaba y no almorzamos; tuve que ir al trabajo. Ese día como ningun otro vi un montón de embarazadas, varias que no querían a sus hijos, que no esperaban ese embarazo, que no se hicieron ningún examen, que no se cuidaron y tuve dolorcitos todo el día y no les hice caso; eso me dijeron, solo les hice caso a mis ginecólogos.

A las 5 salí del trabajo y fui a recoger el pastel de mi esposo en taxi por el dolor;  llegué y estaba ahí, cansado en la cama el otro amor de mi vida, y le cantamos mi hija y yo feliz cumple a su papá; el dolor se hizo más fuerte así que fuimos a la farmacia por mi medicamento y a cenar porque no almorzamos juntos, celebraríamos las 23 semanas y tres días el cumpleaños de mi gordo y que sería papá;  me senté en la plaza porque el dolor aumentó y le dijé que fueramos al hospital.

Al tomar el taxi se me rompió la bolsa sin imprevistos, los únicos sintomas: dolor en el vientre con las contracciones, que son las normales según mis ginecólogos que ya tenía una semanas antes pero nadie me hizo caso; solo decían: porque eres primeriza sientes más la contracción de Braxton. AsÍ pasó esto, llegué de emegencia al hospital y siendo yo colega me trataron muy mal, perdí mucho líquido y cuando por fin, después de 30 minutos me hacen una ecografía ya casi sin líquido y mi hija con fetocardia muy baja. A los 20 minutos fue el parto de mi hermosa Bruna sin vida, sintiéndome culpable por no ser terca e insitir en mis sintomas; molesta con el mundo y dios porque me quitó lo que más amaba en este mundo, dolida por el maltrato del hospital donde ayudo en el trabajo.

Ya son 18 días, el dolor está ahí, persiste, estoy vacía, soy una oquedad. Sé que sintiendome mal no ayudo a mi propio ser a sanar,  pero ¿qué hago? ¿Cómo levantar cabeza cuando te arrebatan la esperanza ? fueron los 6 meses, solo faltaban 4 días para 6 meses, los más hermosos de mi vida, la sentí, la escuché, la vi moverse en las ecografías, me acompañaba, bailaba conmigo en la ducha al son de la música…

Tengo las ecografías, no fue un sueño, estaba ahí dentro de mí, yo la acuné. Ahora es mi ángel.

Fue difícil enterrarla, dejar que el cemento nos separe cuando yo era su cuna y quien le dio calor y alimento. Yo la hice, era mi pedacito y pedacito de su papá,  ¿cómo hago para que ya no siga doliendo?

Escribo esto porque las personas no entienden esta perdida si no la vivieron, las personas no son empáticas, creen que no estuvo aquí mi hija porque no la vieron, por eso dicen eso; pero su papá y yo tejimos una vida para ella en nuestras vidas desde que supimos que seríamos papás; fue nuestro todo.

Estos 6 meses, una aventura hermosa, pero te fuiste Bruna. Mi duelo seguirá y no sé como sobrevivir sin ti. Este mundo es vacío para mi sin ti.

Decir te amo es demasiado es poco. Mi vida eras tú. Ahora mi ser se divide al antes del 6 de octubre y el después del fatídico 10 de febrero. No puedo y no quiero una vida sin ti, mi alma se rompió el día que te fuiste y los despojos que me quedan me hacen subsistir como un ser vacío; mi familia me apoya en este dolor y mi esposo también pero me duele mucho, hay días que creo que sigue en mi pancita y se mueve, pero no está, solo es un vientre vacío. Espero que las personas entiendan tanto dolor y lo difícil que es vivir sin ella.

Te amo mi ángel .

Escrito por Naty, mami de Bruna.

2 comentarios en “Mi angelita Bruna | de nuestras seguidoras

  1. Querida Natalia, te mando un abrazo fuerte!!!
    Todos aquí te entendemos, y tu dolor enorme que parece que nunca va a ir… recién ha pasado muy poco tiempo desde que Bruna se fue de esta tierra, recién están empezando este camino en que todos los mamás y papás (y a veces hermanos) que tenemos un hijo o hermano en el cielo andamos…
    El dolor cambia… la herida va a ser siempre allí, sin duda, pero es como cicatriza y es posible volver a reír aún ahora parece lo más imposible del mundo… Lo importante es que dejas de culparte, las cosas pasan porque tienen que pasar de alguna manera, y no sabes que hubiera cambiado si hubieras reaccionado diferente (trata de quitarte la palabra “hubiera” de tu vocabulario).
    Yo sé que es difícil, ya han pasado más de tres años desde que se fue nuestra Yanua dos semanas después de haber nacido, hay muchas cosas que quisiera haber hecho diferente (en el embarazo, en el parto, después, cuando estuvo en cuidados intensivos, y incluso después de que murió…), hay tiempos en que me viene todo esto encima otra vez, pero son raras, y tratamos de guardar los recuerdos bonitos, como tu dijiste que las tienes!
    No esperas que todos te entienden, tienes toda la razón, es difícil por alguien que no ha pasado por algo parecido, pero es cierto que vivió Bruna con ustedes en estos meses y que son mamá y papá y siempre lo van a ser! Ojalá que pueden sostenerlo el uno al otro con tu esposo en su dolor! Lloren todo lo que tienen que llorar!
    Un abrazo!!!
    Corinna

    Le gusta a 1 persona

  2. Naty, cmo t dic Corinna todos aqui t entendemos.. vive tu duelo a tu ritmo, no hay apuros.. la herida sanara pero la cicatriz perdura.. jamas terminamos de entender el XQ d las cosas… cn el paso del tiempo iras encontrando propositos q trajo Brunita.. mientras aferrate a Dios y q sea El consolando sus corazones.. esto es d pareja… apoyensen, @mensen y comuniquensen para q su relacion perdure.. jamas seran los mismos de antes, ahora son mejores xq tienn un angelito q los cuida.. benduciones Nati!

    Le gusta a 1 persona

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s