Hasta luego

Es hora de decir adiós a Mirar, a toda una época importante en mi vida, y no me salen las palabras para despedirme. No quiero decir adiós, diré hasta luego. Siempre estará presente y quedan los escritos de todas las comadres.

Recuerdo como comencé en Mirar al cielo, me incorporé casi al principio, con mis heridas sangrando, necesitaba chillar mi dolor, era una manera de sanarlo para mí. Poco a poco, esas heridas fueron curándose y la necesidad de escribir también disminuyó. No sentía que pudiera aportar algo a las madres en duelo.

Estrellita, Marta, Ona y Abril me han aportado muchas cosas. Sin duda, de lo mejor que me han dado mis hijas invisibles ha sido llegar a este hermoso blog y poder conocer unas mujeres extraordinarias y luchadoras: todas las colaboradoras y administradoras de Mirar. Unas mamis valientes que decidieron invertir un tiempo en intentar ayudar a través de sus escritos a otras mamás en duelo. Ellas, mis comadres son el mejor regalo que me llevo de Mirar al cielo.

No me gusta decir adiós, ni hasta siempre, así que diré un hasta luego porque los escritos de Mirar quedan ahí para otras mamás

 

.

 

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

w

Conectando a %s