Paula

Paula, si pudiéramos volver atrás te volveríamos a tener una y mil veces más, aunque sepamos el fatal desenlace de esta historia, no te cambiaríamos por nada del mundo. Soñamos con el día que te podamos volver a tener en nuestros brazos. No podremos verte crecer, ni discutir contigo, ni enseñarte a manejar la frustración…